Instalación del Congreso, llegó con sorpresa para la extrema izquierda

0
91

Definitivamente atípica resultó la instalación e inicio de sesiones en el Congreso de la República, donde tendremos que hablar de la hora de instalación, del discurso del presidente Iván Duque y del agarrón histórico que terminó siendo histérico en la extrema izquierda que terminó con la derrota de Gustavo Bolívar.

En un cambio que se dio pocas horas antes del inicio de la legislatura, y ante la cancelación del acostumbrado desfile de nuestras Fuerzas Armadas, se movió la instalación del Congreso de la República para las 8:00 A.M, cuando siempre era un asunto que empezaba sobre las 3:00 P.M.

En medio de la amenaza por el paro, se dio inició al evento de instalación del Congreso pasadas las ocho de la mañana, con el Presidente, su esposa y gabinete saliendo de la Casa de Nariño al Capitolio en medio de un robusto grupo de seguridad.

En un discurso de 55 minutos el Presidente Iván Duque dedicó gran parte a hacer un balance de lo que ha sido su gestión, resaltando los Proyectos de ley y de Acto Legislativo que durante su mandato se han aprobado; como también aprovechó para referirse de manera rápida a la reforma tributaria, titulada Ley de Inversión Social y a la reforma a la Policía que contempla dos proyectos, uno el de carrera y profesionalización de la Policía y otro para un nuevo régimen disciplinario.

Aunque el Presidente no escatimó adjetivos para calificar a sus críticos, el momento más emotivo de su discurso, fue cuando se dirigió a las Fuerzas Armadas en estos términos “La legitimidad de la fuerza pública reside en su apego a los derechos humanos”.

Terminado el discurso, el Mandatario de los colombianos, abandonó el recinto y así evitó escuchar el discurso, valga decirlo, poco constructivo de la extrema izquierda, que insiste en llamar estallido social, a los hechos de vandalismo en las calles.

Luego vino la elección de las mesas directivas y la sorpresa fue en la de Senado donde quedó como Presidente Juan Diego Gómez del partido Conservador, primera vicepresidente la Senadora del partido de la U, Maritza Martínez, pero enredada en principio la segunda vicepresidencia que le correspondía a la oposición.

La oposición había acordado que su candidato sería Gustavo Bolívar, pero para sorpresa de todos, en una elección que nadie pierde, Bolívar fue derrotado por el voto en blanco con 66 votos contra escasos 32 a su favor.

Ante el hecho atípico, el secretario del Senado, determinó con base en la Constitución y la Ley, que se debería presentar un nuevo candidato por la oposición y procederse con la votación, con lo que se logró elegir a Iván Name del Partido Verde.

Sin duda la gran noticia del día será por mucho tiempo, la derrota a Gustavo Bolívar, quien apoya a los vándalos de Primera Línea y no ahorra descalificativos a la Fuerza Pública, y al mismo Congreso de la República.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here